Bolívar, Zambrano
Domingo, 29 de Marzo de 2020
Lección para reflexionar.

A partir de hoy no volveremos a ser iguales. Si teníamos alguna vacilación frente a la incertidumbre en la que vive la humanidad y por ende cada uno, de nosotros, no nos cabe la menor duda que somos vulnerables y pasajeros. Toda nuestra arrogancia en la sociedad, con los demás, con el planeta y con el universo, hoy está cuestionada.

La crisis originada por la pandemia del Covid 19 nos ha hecho detener para pensar, para ver que en este mundo estábamos perdido, para saber el valor de lo básico, de lo sencillo, y lo que para nosotros eran grandes problemas, hoy son pequeños problemas ante lo que está pasando o lo que estamos viviendo.

La tierra estaba suplicando desde hace rato una parada en el vertiginoso vivir y el medio ambiente, la calidad del aire y los animales a hora están muchos más tranquilo.

Hoy estaremos unidos en casa y debemos estar unidos en el mundo entero; porque sin la comunión de todos los países será difícil establecer una solución y no podremos salir del problema.

Todo el esfuerzo histórico de la humanidad por cambiar el mundo lo está haciendo una pandemia invisible en pocos días.

Hoy más que nunca necesitamos tener conciencia, disciplina, solidaridad y la paciencia de todos para salir adelante. Debemos aprovechar esta lección que nos da la vida para ser de la tierra una mejor morada donde pensemos menos en nosotros mismos y más en los demás.

Al final de esta pandemia seremos más pobres, pero quizás más felices, porque el coronavirus está cambiando los valores del mundo. La economía no es lo más importante cuando usted y todos nosotros, nos enfrentamos a la posibilidad de morir. #QuedateEnCasa

Autor. Emilio Gutiérrez.